jueves, 28 de febrero de 2008

Mis colecciones frikis (I)

Hace unos cuantos días ya, meses pardiez, publiqué una bitácora a petición expresa de una compañera de trabajo que andaba perdida en cuanto a la definición de la palabra Friki.

En fin, yo en aquel entonces, más joven y menos confuso que ahora, tuve claro varios puntos que os animo a leer y comentar. En aquel entonces no caí en la cuenta de afirmar de los frikis que "Coleccionan cosas"... Bueno, si caí, pero no me pareció patrimonio exclusivo de los frikis.

Pero ahora, algo más desahogado de las labores de redacción de esta bitácora por las nuevas incorporaciones, me puedo plantear el hecho de escribir de lo que me de la gana, en la certeza de que pronto será relegado en la lista por un articulo más interesante.

Por cierto, que pronto presentare al nuevo equipo de redacción.

El caso es que sigo pensando que para ser friki hay que ser coleccionista, aunque no sea una operación reciproca. Por desgracia, el límite entre la normalidad y el frikismo es muy fino, apenas separados por el nivel de gasto.

¿Como explicar sino lo que son colecciones frikis? Pues mostrándolas públicamente y deseando escuchar vuestra opinión.

Y comienzo por la que me hace sentir más orgulloso. Antes que de mis peluches, mis juegos de rol, mis armas de filo (hasta láser), mis cómics, mis libros, mis músicas, mis juegos de ordenador y mis daditos, lo que me hace sentir más orgulloso es mi colección de DVDs.

Aquí una muestra de lo que he sido capaz de recopilar...




































Como podéis comprobar, hay de todo. Hay cosas de las que no estoy muy orgulloso, otra de las que lo estoy mucho. Especialmente, mi colección de Ciencia Ficción, de Fantasía, de la Segunda Guerra Mundial (de la que creo que tengo todo lo que merece la pena tener) de cine de Mafia y temático por directores, como Robert Zemeckis, John Carpenter o Stanley Kubrick.

Suelo presumir de que son 400DVD... llegarían a esa cifra contando todos los discos de extras... pero la realidad arroja poco más de 340 títulos, contando por separado cada DVD de las colecciones documentales de la Segunda Guerra Mundial y la Guerra Civil Española.

Y también faltan en esta lista, por pereza fundamentalmente, las dos colecciones de misterios por el Doctor Jiménez del Oso (que en gloria este) y otro de documentales de la BBC...

¡Ah, y otro sobre el oro de los nazis en el Canfranc!

Si es que uno empieza y es un no parar... no quiero ni pensar el dineral que aquí me he dejado.

La próxima colección que revele... de peluches.

P.D. Me ha dado la vena, y he comprado siete más. ET, 500 Millas, La lista de Schindler, Demolition Man, Mentiras Arriesgadas, Loca Academia de Policía y RAN.
Lo siento Isil, yo molo más.

martes, 26 de febrero de 2008

Jumper (opinión)

Siendo como soy fiel amante de la Ciencia Ficción y de la Esfera "Correspondencia" del Libro de Rol "Mago: La Ascensión", aluciné en colores con el pedazo de trailer que llevan anunciando ya un par de meses. Este Domingo me pongo a verla con mi novia con grandes espectativas sobre la película. Si os digo la verdad, quedé algo decepcionado.


Jumper

OPINIÓN...
OJO, REVELACIÓN DE DATOS IMPORTANTES DE LA TRAMA
(O COMO DICEN LOS CHORRAS, SPOILER)





David Rice (Max Thieriot) es un joven marginado. Su madre los abandonó a su padre y a él cuando sólo tenía 5 años. En el instituto todos se meten con él, llamándolo Riceputin (lease raisputín) y riéndose de él a todas horas. Solitario e introvertido esta enmorado de su amiga Millie (AnnaSophia Robb) a la que le compra una de esas bolas de cristal con nieve dentro, de la ciudad de París, ya que el sueño de Millie es viajar por el mundo y conocer las ciudades mas importantes. Un compañero de su instituto aparece para meterse con él, le quita la bola y la tira sobre el hielo de un río. David se dirige a cogerla mientras todos se ríen de él y Millie le pide que lo deje. La recoge y cuando se dispone a volver, el hielo se rompe bajo sus pies cayéndose al agua helada. Arrastrado por la corriente y creyéndo que va a morir se teletransporta la biblioteca, lugar más que conocido por él ya que allí se refugia del mundo que le rodea. Sin entender bien que ha pasado se dirige a su casa. Allí se encuentra con su padre (Michael Rooker), un hombre que se siente fracasado y paga con su hijo sus frutraciones. David, tras aguantar como su padre le grita por mojar el suelo de la casa, se encierra en su habitación. Allí decide que ya es hora de cambiar de vida y utilizando su poder de teletransportación se escapa de casa. Se marcha de la ciudad y se aloja en un pequeño y oscuro motel. Allí decide que si quiere cambiar de vida va a necesitar dinero y planea robar un banco. Como su poder sólo le permite transportarse a lugares que conozca o halla visto, decide ir por el banco para saber donde está la camara acorazada. Al día siguiente la policía se pregunta como han podido entrar y salir de una camara sellada sin haber abierto ninguna puerta o haber dejado pista alguna...


Tras un salto en el tiempo nos encontramos a un David Rice (Hayden Christensen) forrado de pasta y viviendo de lujo en Nueva York, tras haber viajado una y otra vez por todo el mundo. Decide ir a buscar a su amor de juventud Millie (Rachel Bilson), que se encuentra trabajando en un bar cutre en la localidad donde crecieron. Aparece Mark (Teddy Dunn), un compañero del instituto, dispuesto a reirse de él como hacían todos hace años. Se pelean y cuando nadie puede verlos, David utiliza su poder para llevar a la Mark a la cámara acorazada del banco que robó y dejarlo allí encerrado. Cuando la policía encuentra a Mark y le interrogan nadie le cree, hasta que aparece un misterioso hombre llamado Roland (Samuel L. Jackson), que empieza a preguntarle sobre lo ocurrido. Al mismo tiempo, David convence a Millie para realizar su sueño de viajar y le ofrece llevarla de viaje a Roma.



Ya en Roma van a visitar el Coliseo y como no les dejan entrar se cuelan sin permiso. Allí David conoce a Griffin (Jamie Bell) que posee la misma habilidad que él. Griffin le dice que se prepare para luchar y de pronto aparecen dos guerreros, armados con la más alta tecnología y especializados en cazar Jumpers. Mientras Griffin les planta cara, David decide que es mejor marcharse de allí, va a por Millie y cuando están saliendo del Coliseo la policía los detiene para pedirles explicaciones. Allí un agente se dedica a interrogar a David, advirtiéndole que alguien va a venir a encargarse de él. Entoces aparece Mary Rice (Diane Lane), su madre, le explica que ella es un Paladín, que le abandonó para protegerle y le ayuda a escapar, advirtiéndole de que la próxima vez que se encuentren serán enemigos. David lleva a Millie al aeropuerto y allí le dice que tiene que volver sola. Tras dejar a Millie va en busca de Griffin, a quién le pide que le explique quién y porqué lo persiguen. Griifin le habla de Roland, de los Paladines y de sus métodos caza contra los Jumpers. David decide que la única forma de salvarse él y a los suyos es matar a Roland. No voy a contaros el final, si lo quereis saber id a verla. Tan sólo deciros que me resultó previsible.



El reparto es peculiar cuanto menos. Hayden Christensen no logra que su papel sea convincente ya que su interpretación resulta plana al no cambiar de expresión en prácticamente toda la película. Quizás la parte más convincente de David la hace Max Thieriot, que lo interpreta de joven al principio de la película. Las actrices que dan vida a Millie, AnnaSophia Robb (de joven) y Rachel Bilson (de adulta) no lo hacen mal, aunque tampoco es que brillen por su interpretación. El mejor, como era de esperar, es Samuel L. Jackson, que sí consigue hacer un papel creíble pese a que el guión no da mucho de si. Podría esperarse más del director Doug Liman, conocido por El caso Bourne (2002) y Señor y Señora Smith (2005). En ambos casos fué capaz de sacar un registro mucho más creíble de sus actores, sin contar a Samuel L. Jackson que, como nos tiene acostumbrados, lo hace genial.


La música no es nada del otro mundo ya que no recuerdo que brillara por ningún lado. Lo que si cabe destacar es la fotografía y los efectos especiales, que sí están a la altura de las espectativas. Las tomas y planos de sus viajes y excesos vacacionales son estupendos y el efecto de la teletransportación esta muy logrado. Me gusta el hecho de que el espacio se repliegue afectando a los objetos del entorno.



Las escenas de acción, que no son muchas y están casi todas hacia el final de la película, están bien planteadas e incluso se admiten el lujo de utilizar sus poderes para espectaculares escenas de lanzamiento de objetos.



Esperando al ver el trailer una superproducción de Ciencia Ficción de dimensiones bíblicas, me desilusionó encontrar una película más bien comercial y plana, aunque con unos buenos efectos especiales. Resulta entretenida.

Conclusión: 7 de 10 (Por los pelos)
Si te gustan los efectos especiales o quieres ver como funciona la esfera de Correspondencia te gustará la película.

sábado, 23 de febrero de 2008

Pensamientos Profundos

Saludos a todos !

Soy Tenshi y quiero agradecer a Tito Quaid la oportunidad de colaborar con este proyecto. Si bien, como dice Isil, es posible que yo tampoco este a la altura de la sabiduría y la experiencia del tito, estrujaré mis neuronas para sacarle el máximo rendimiento a su capacidad.

Para empezar, yo también quiero estrenar mi propia sección de citas. Aquí os dejo con un pensamiento que leí en alguna web perdida por la red hace mucho mucho tiempo. Desafortunadamente tampoco recuerdo el autor y tras haber consultado en Wikiquote y no encontrar ninguna cita parecida, animo a quien lo quiera intentar a encontrar el autor si lo tiene.

"Espero que la humanidad no este sola en el universo, porque si no, no existe vida inteligente en él."
Sabiduria popular de la red de redes.

Espero que os guste. xD

Sweeney Todd (opinión)

Bueno, tal y como ayer ya dije, aunque con cierto retraso, aquí viene mi opinión sobre la película Sweeney Todd, una nueva obra, adaptación en este caso, del director con un estilo más definido en cuanto a lo estético y temático de cuantos pululan por Hollywood, Tim Burton.

Y es que ayer, después de hacerla esperar injustamente, mi protegida Katt me acompañó a los cines Grancasa para ser testigos del musical de venganza y locura, sangre y empanadas, las peores de Londres, sin duda alguna. Y desde luego, acudir acompañado de esta jovencita es ante todo un acierto. Fue como acudir a la opera y ver la función con un libreto viviente. Tanto sabe acerca de la obra, sus orígenes como musical de Broadway, las versiones anteriores que se hicieron, los anteriores interpretes, el proceso de gestación de la película, las canciones (que se sabia prácticamente enteras)... que casi me avergüenzo de ser yo quien publique la opinión que la película me ha merecido.

Pero a pesar de saber tanto, y de ser tan maja... Katt, tienes que mejorar esa redacción. En fin, si me equivoco en algo, me corriges.

Pasen, señores, pasen... les espera el afeitado más apurado que tendrán por el resto de sus vidas.

Sweeney Todd,
el barbero diabolico de la calle Fleet


OPINIÓN...
OJO REVELACIÓN DE DATOS IMPORTANTES DE LA TRAMA
(O COMO DICEN LOS CHORRAS, SPOILER)





La historia comienza cantando, como otra cosa no es de esperar. Un muchacho llamado Anthony Hope, un joven marinero regresa a su tierra, Londres, después de mucho tiempo en la mar. Su canto es esperanzado, alegrándose de volver a un lugar que a sus ojos es maravilloso y que a nada en la tierra se puede comparar.



Pero a su lado esta su amigo de travesía, mucho más veterano, al que su ayuda rescato de las aguas en las que sin duda hubiera muerto. Es el señor Sweeney Todd, el cual le hace ver que no todo es maravilloso en Londres, y que en aquella ciudad, un joven llamado Benjamin Barker, un pobre tonto e iluso barbero, que tenía una bellísima mujer y una hija, y una vida llena de color y de alegría, lo perdió todo debido a no saber darse cuenta de que el mal y la corrupción le acechaban en esa ciudad tan aparentemente justa y decente, en la figura del cruel juez Turpin. Dicho hombre, obsesionado con la mujer de Barker, Lucy.


Se despiden en el puerto, cada cual a seguir su propio rumbo, y el señor Todd regresa al lugar donde estaba el hogar de los Barker. Porque claro... Todd no siempre fue Todd. El señor Barker ha regresado en busca de la venganza. Pero al llegar a lo que un día fuese su hogar, lo que se encuentra es a una antigua vecina, la viuda Mrs. Lovett que prepara la peores empanadas de Londres, que le narra el final de los acontecimientos que el ya no pudo presenciar.


En su ausencia forzada por causa de la justicia, el juez abusó de su mujer... que loca de desesperación, tomo arsénico. Y la hija de Barker, Johanna, fue adoptada legalmente por el juez. Todd no hace sino reforzar su decisión de usar su profesión, la de barbero, como medio para llegar al juez, y asi, a su venganza.


Consigue entonces labrarse una reputación gracias a vencer en duelo al autodenominado barbero de reyes, el Signor Adolfo Pirelli, lo que le permite acceder al alcaide Bamford, y a través de el, al juez. Pero cuando ya el cuello del juez esta en sus manos, y después de haber matado a Pirelli para que no le delate, pues resulta ser un antiguo ayudante suyo que lo ha reconocido, en un dramático giro de los acontecimientos, aparece de nuevo el joven Hope a solicitar ayuda de su amigo. Se ha enamorado de Johanna y pretende fugarse con ella, para lo que necesita su ayuda. Planes que confiesa antes de darse cuenta de que es el juez a quien afeita en ese momento el señor Todd.

Loco de ira y de frustración de ver que su venganza, su justa venganza, estaba al alcance de un giro de muñeca y que por culpa del señor Hope ya nunca más volverá a tenerla tan cercana, Todd se abceca y decide que matará a todos, a toda la basura de Londres, porque todos, todos sin excepción se lo merecen. "Incluso usted, Mrs. Lovett... incluso yo".

Pero Mrs. Lovett, más pragmática, preocupada por el hecho de deshacerse de los cuerpos, y dado que ansía permanecer al lado del señor Todd de quien está enamorada, propone convertir a los difuntos que el señor Todd degüella en relleno para sus empanadas.


Comienza así una carrera homicida que convierte a las empanadas de la señora Lovett en las más apreciadas y jugosas de la ciudad.

Como podéis ver, cualquiera diría que en el momento de escribirse el musical, ya pensaban en que sería Burton quien iba a hacer la adaptación. Con muy poquito esfuerzo, los tonos blancos y negros, los grises, la luz mortecina, las ojeras, el maquillaje cadavérico y la sangre como único aporte de colores cálidos se hacen las dueñas de la imagen de toda la película.

Vía Katt he sabido que Burton tuvo innumerables dificultades para hacerse finalmente con los derechos para la adaptación cinematográfica, pues el señor Stephen Sondheim, su autor, pedia una autentica barbaridad. Pero una vez conseguidos, a excepción de Danny Elfman (por motivos obvios), se rodeó de todos sus habituales, como Johnny Depp y Helena Bonham Carter, a la cual la hizo pasar por una escuela de canto y por la prueba de casting.

Porque claro. Es un musical, y unos actores muy buenos no tienen porque ser, necesariamente unos muy buenos cantantes. Pero debemos decir que el dúo protagonista mantienen un mínimo de calidad (juzgado esto desde mi nulo oído para la música). Si es cierto que Depp se mantiene siempre que le es posible en tonos estudiadamente bajos, y que Carter mejora en imagen que si simplemente la oyésemos. Pero aun así, he de decir que hasta el señor Alan Rickman, es agradable de escuchar en las tres o cuatro estrofas cantadas que tiene en todo el guión.

Un guión que por otra parte, y desconociendo el original, no puedo juzgar si esta bien adaptado, pero al menos si parece bien trenzado, dispone bien a los personajes, las tramas y nos permite alguna que otra sorpresa final. Mantiene el interés.

La fotografía es, naturalmente, excelente. Tiene mucho en común con películas precedentes de Burton, puede que la que más se vea en esta sea Sleepy Hollow, aunque en vez de un bosque encantado, aquí lo que esta maldita es la calle Fleet.

La dirección del señor Burton, es nuevamente, memorable, con algunas escenas que, sacadas de la pantalla y puestas en un marco, no desentonarían. En especial, algunos encuadres son para echarse a temblar, y algunos de los asesinatos de Todd, con lo desensibilizados que ya se nos supone, realmente escalofriantes. Además, siempre es de agradecer el negro negrísimo sentido del humor que destila esta película, como todas las de este mismo director, que jamás se ha tomado a si mismo demasiado en serio.

Por el lado negativo, pienso que si se hubieran molestado un poco en buscar a la actriz que interpreta a la hija de Todd, Jayne Wisener, podrían haber encontrado a alguna chica mejor parecida. No seré yo quien juzgue sus aptitudes musicales, y dado que tiene unas seis frases en el guión, tampoco seré yo quien la acuse de falta de competencia interpretativa. Pero tengo la sensación que el único merito que aporta para estar presente en el filme es que se parece a Christina Ricci.

También va en contra de esta película la por momentos, pésima traducción de las estrofas que se nos ofrece subtitulada. Llegan a cambiar el sentido a algunas frases, o a párrafos enteros. Mas valiese que hubiesen hecho una traducción literal.

Además, el final es ciertamente apresurado, y deja la historia de la hija y su amado sin rematar.
Y nunca mejor empleada dicha palabra.

Pero tenemos una bella historia, sangrienta, de venganza, que como algunos puede que recuerden, soy de la opinión de que son las historias que dan más juego, y de amor entrelazados, que consumen, derrotan y destruyen la vida de muchos inocentes y otros que no lo fueron tanto.

Conclusión: 8 de 10
¡Id a verla y después comeos una empanada! ¡O a un chino!

Lemas Vitales (10)

Bueno, acabo de venir de ver la película Sweeny Todd... pero estoy relativamente poco brillante, debido a que he dormido poco y mal en los últimos días.

Por ello, a la espera de que en la jornada de mañana hagamos una critica digna de una película mas que digna (no cabía esperar otra cosa del señor Burton), os dejo un lema que estoy recordando en las ultimas fechas.

"La única manera de no perder es no jugar"

W.O.P.R., "Juegos de Guerra"

Aunque yo me la aplico con un significado bien distinto al que el ordenador le otorga (que el juego de la Guerra Nuclear es tan absurdo como el tres en raya, porque nunca se puede ganar). Yo lo aplico a mi vida cotidiana. Es un "no podemos ganar siempre"... o en mis días pesimistas se convierte en un "no vas a ganar nunca".

En fin, pensad en la frase que hoy os ofrezco...
Reflexionad...

Y mañana crítica.

miércoles, 20 de febrero de 2008

Está pidiendo mármol (1)

Saludos desde la Luna, terrícolas!!

Me presento inaugurando mi propia sección de frasecitas ocurrentes, paralela a los "Lemas Vitales" de tito Quaid, a quien quiero felicitar desde aquí (de mayor quiero ser como tú). Eso sí, aviso que no estarán tan bien documentadas ni serán tan conocidas como las suyas. De hecho la mayoría probablemente ni tengan autor conocido (mejor dicho, mi memoria de Dori -sigue nadando- no recordará donde las escuché, leí o quien las dijo).

Pues como para muestra, un botón, aquí va la primera:

"El único que realmente puede decirte que no puedes hacer algo eres tú mismo, y no necesariamente tienes que escucharte".

Momento Dori (es decir, no recuerdo autor)

Cuánta razón tiene... En fin, bienvenidos :)

Lemas Vitales (9)

Que los había abandonado un poco...

"Para hacer mal, cualquiera es poderoso"
Fray Luis de León, poeta, humanista y religioso.

Una gran frase, que recuerdo que me impactó en su momento, por su enorme razón. Cualquiera, hasta nosotros mismos, incluso aunque sea inadvertidamente, podemos hacer mucho, mucho daño.

Por eso es mejor pasar por la vida tratando de hacer todo el bien posible, porque es el camino difícil. Seguir el camino fácil siempre sonará a Lado Oscuro

...y ademas...

martes, 19 de febrero de 2008

¡Babosa Espacial... los Patrones!

¡¡PATRONES PARA LA BABOSA CEREBRAL!!




Bueno, os he escaneado un par de folios DINA4 (para que os hagáis una idea e imprimáis los interesados en el mismo formato), que contienen:

  1. Los patrones que ha confeccionado mi señora madre para la confección de una Babosa Espacial.
  2. Sus sabias explicaciones. Le prometí editarlas, pero aunque a veces mi madre se atrabunque un poco con sus explicaciones, si lo editase os perderíais la preciosa letra de mi mama...

En fin, los o las que ya sabéis de costura podéis hacer ya una babosa con esto. Tendrá las dimensiones aproximadas de un puño, unos 10 centímetros de alto. No están presentes los patrones para los tentáculos, pero son como el cuerpo, solo que por la mitad y a menor escala. El que sean un poco variables en tamaño vendrá bien. Recomiendo no menos de 5, no más de 8. Y si hace falta que os diga algo de como hacer los tentáculos, aguardad a los vídeos, que estáis algo pez. Y si no os dais cuenta de que el ojo se hace con una pelota de ping pong no me saludéis por la calle. No quiero ser amigo vuestro :P.


Los que no... como es mi caso... DON'T PANIC! Estoy grabándome en vídeo, al mas puro estilo Arguiñano para que veáis el proceso completo de confección de una babosa.

A todos los que os pesquéis las imágenes, solo os pido una cosa. Dejad un mensajito en este tema, que me hará mucha ilusión. Y lo segundo, si termináis la confección de vuestra babosa, mandadme una foto con cara de atacados. Prometo colgar dentro de unos meses un tema llamado "Baboseados", donde recoja las fotos de todas las víctimas.

Una ultima cosa. El primer experimento de babosa se hizo a punto. Sabiendo hacer punto es mas sencillo, pero sin saber como que no (¡Capitán Obvio al rescate!).

Disfrutad de la frikada...

P.D. Que duda cabe que todos los derechos sobre el concepto de Brain Slug, Babosa Cerebral, Futurama, la tarjeta de felicitación del día de la madre admiradora de Lenin y todo lo relacionado con el maravilloso mundo creado por Matt Groening es propiedad en exclusiva de sus respectivos propietarios, sean estos quienes sean. Esta pagina solo pretende celebrar nuestra afición a nuestra serie favorita e identificarnos con ella, sin ningún animo ni intención de lucro personal con ello.

ANUNCIO

¡Busco redactores!

Busco gente que cubra los eventos frikis a los que yo no puedo ir en esta nuestra piel de toro, críticas de películas, de cómic, de teatro, conciertos y todo lo relacionado con el mundillo.

Nunca intervendré en lo que queráis contar, mientras mantenga el espíritu de paz y armonía entre todos los frikis de buena voluntad y se escriba con un mínimo de legibilidad.

Solo se necesita una cámara de fotos (deseable más bien), saber escribir y muuuu buen rollito.

Por cierto, el frikismo es inexcusable. Se hará prueba de nivel.

Interesados pueden ir respondiendo en este mismo tema.

martes, 12 de febrero de 2008

Me cago en el amor



















Desengañaos.
Se que hoy por hoy sois felices y os encanta. Que cada segundo pensáis en esa otra persona. Es solo una ilusión, solo química. Es el cerebro que trata de engañaros.

Antes, y cuando digo antes me refiero a mucho antes, era bastante más sencillo todo. Uno desplegaba sus virtudes como macho, las hembras seleccionaban al más apto de cada especie, el macho copulaba con la hembra, la dejaba embarazada, y se largaba a seguir con sus cosas. La hembra ya estaba fecundada y habría una nueva generación.

Pero tuvimos que desarrollar la inteligencia. La autoconciencia, y por ende, el egoísmo.

¿Donde quedó esa idea de grupo, de especie, por encima de todo? Ahora, y en el siglo XXI más que nunca, nadie se preocupa más que de si mismo, lo que no es sino un síntoma de inteligencia, de autonomía. Y con ese sentimiento de individualidad, quien, me pregunto yo, ¿quién querría cargar con una cría, o varias, que no serán independientes hasta los 10 o 12 años? Al menos eso servía para los primeros Cromagnon. Ahora es peor. Ahora no son independientes hasta los 35. Demasiado esfuerzo y gasto de energías lo miremos por donde lo miremos atendiendo a razones lógicas y pragmáticas.


Y pongámonos por un momento en el lugar de la hembra de la especie humana. ¿Quién querría estar durante nueve meses aumentando de peso, cambiando el centro de gravedad, con mareos, vómitos, sufriendo radicales cambios hormonales, cambios de humor y una cosa inquieta creciendo en la matriz con aspiraciones de futbolista? ¿Quién querría voluntariamente pasar por un parto sin epidural? ¿Qué evita que las madres no ahoguen a sus vástagos tras un mal alumbramiento? Obviamente, si solo aplicamos la inteligencia, la especie habría desaparecido al poco de inventar los primeros útiles de silex.


Por eso la naturaleza invento el amor, y después, tuvo que inventar el orgasmo como complemento. Con el amor garantiza que al menos en unos cinco o siete años, el macho sentirá apego por la hembra seleccionada para transmitir sus genes. Eso le garantizará estar cerca de su prole y cuidar de ella. A partir de entonces se sentirá cada vez menos culpable por mirar lascivamente a otras candidatas, hasta que finalmente, sus instintos animales encuentren un razonamiento valido entre los millares de ellos que rebotan en su mente, que tratan de justificar lo que las hormonas del amor han planteado como inconcebible.

Y ella no es una santa. Ella siempre comparará a su actual compañero con el compañero de otras hembras. Siempre estará pensando que quizás algún otro candidato podría ser más apto para cuidar de la prole. Quizás ese tipo con un buen coche, un buen trabajo y dos master en dirección de empresas sea el más apto para garantizar la seguridad de la cueva y traer abundante caza.


Por tanto, por ende... lo que estáis hasta ahora disfrutando es una ilusión. Como bien dijo Al Pacino,
Químicamente no es diferente de comerse una barrita de chocolate.
Más duradero, cierto, pero no por ello menos falso. Una fantasía. Un mecanismo químico para garantizar la continuidad del genero humano.


Y me gustaría añadir que si un servidor tuviera una compañera, amiga, novia, amante, esposa, mujer, chica o rollete, que llegase hoy y le besase mientras lo abraza, posiblemente estaría de acuerdo con todos vosotros, yonkis del amor, en que esto que escribo no son más que chorradas. Pensaría que todo trasciende, que tiene sentido, que hay una razón para todo esto y que existe el destino y que me ha juntado con la persona amada.


Pero no es el caso, y por ello, mi mente esta clara.

Y es que un simple beso lo cambia todo.


Concluyendo.
Con envidia, feliz día de San Valentín a todos los que tengáis algo que celebrar.
Y a los que no... Haced como yo. Fingid que en realidad no importa.


Lectura Recomendada para resentidos contra el dia de hoy.

"El Amor es el Infierno", de Matt Groening.

Con sus desopilantes tiras como las tituladas:
  • "¿Que es el amor? ¿Y que te hace pensar que te lo mereces?"
  • "Los nueve tipos de relaciones"
y muchas más.

Dedicado a quien el otro día me calculó 26 años. Me alegraste el día.
Y me pusiste de tan buen humor que esta bitácora no salió tan dura ni cínica como había planeado.

P.S. Aquí no había nada escrito... lo has soñado o te lo has imaginado... Calmaaaaa, mucha calmaaaaa

lunes, 11 de febrero de 2008

Lemas Vitales (8)

"Un cínico es un hombre que conoce el precio de todo y no da valor a nada."
Oscar Wilde

Y es que este tío era un pozo de sabiduría.

domingo, 10 de febrero de 2008

Monstruoso (opinión)

Debo decir que el fin de semana no todo fue malo. Podría decirse que junto con la cena japonesa con Sergio y Andrés, lo mejor del fin de semana fue la labor que hizo mi madre, mi abnegada madre que en nada cuestiona mi frikismo y mi falta de madurez a los treinta y un añitos. Me ha hecho unos patrones y una guía para la confección de una babosa cerebral que pretendo publicar en breve (atentos a la bitácora), al más puro estilo Bricomanía. Así cesaran las peticiones y todos podréis ir a las convenciones frikis demostrando que vuestra sesera si tiene algo aprovechable, según la dieta de las babosas.

Lo habíamos dejado con una película interesante, pero decepcionante, 30 días de oscuridad. Como tampoco teníamos mucho que hacer Sergio y yo, decidimos salir por una puerta del cine y volver a entrar por la siguiente. La otra película en nuestra agenda era la requetefamosa Cloverfield... infamemente traducida en España como...

Monstruoso

OPINIÓN...
OJO REVELACIÓN DE DATOS IMPORTANTES DE LA TRAMA
(O COMO DICEN LOS CHORRAS, SPOILER)




La película, si es que así puede denominarse, comienza con una leyenda e instrucciones de carácter militar sobre el lugar donde fue encontrada la filmación, lugar que califican de sitio del "incidente" US-447, anteriormente conocido como Central Park. Lo cual, de por si, ya da muuu mal rollito.

Parece que comienza con un tipo algo gamberro, llamado Rob Hawkins comienza a grabar a una chica con la que ha pasado la noche, llamada Beth McIntyre. Una pena, porque cuando comienza a ponerse interesante la grabación, resulta que alguien le da por borrarla apenas cuatro meses después, y eso es lo que, con pequeños saltos, veremos a continuación.

Al parecer, en estos cuatro meses, Rob ha prosperado y ha conseguido un puesto de vicepresidente de una compañía en Japón, a donde pretende viajar en breve. Sus amigos se reúnen para darle una fiesta de despedida, organizada principalmente por su futura cuñada, Lily Ford, y su hermano pequeño Jason Hawkins. Este era quien, originalmente iba a realizar la grabación, pero consigue endilgarle el encargo a Hudson 'Hud' Platt, que desde ese momento y hasta su trágico final, llevara consigo la cámara a todas partes en una noche de locura.

La fiesta parece ir bien. A Hudson le mola una chica que se llama Marlena Diamond, a Marlena no le mola Hudson y le rehuye, Hudson tiene alma de cotilla y cuchichea lo cuchicheable... y es que se presenta Beth en la fiesta con un amigo (otro amigo) y empezamos a entender que aquí el Rob, enamorado como estaba de ella y sabedor que se iba de Nueva York para no volver a verla muy posiblemente, hizo lo que cualquier tío normal (no decente, se entiende) haría... se la cepilla y luego ni te llamo al teléfono. Y claro, se ponen de morros, Beth abandona la fiesta y dejamos la ñoñería porque empieza lo bueno. Un terremoto.

Y ya lo decía Billy Wilder... para tener una buena película, lo suyo es empezar por un terremoto, y a partir de ahí, ir subiendo. Y algo así pretenden aquí. Después de que las luces vuelvan y pongan la tele para enterarse de que un barco ha volcado junto a la estatua de la libertad, los muchachos de la fiesta se suben a la azotea a ver si desde allí pueden ver el puerto. Peazo de vista de águila que tienen los chicos.


Y cuando están en la azotea, pum... explosión al canto y empiezan los gritos y el caos. Esos son los minutos que podéis ver en el trailer que he colgado en esta critica... fundamentalmente porque el resto de trailer son tramposos, cambian frases, ponen efectos de sonido donde no los había o directamente, usan imágenes que no veréis en el cine.

Los chicos de la fiesta llegan a la calle y, como ya os habréis cansado de ver, les llega la cabeza de la estatua de la libertad, limpiamente arrancada de cuajo de lo que parece un zarpazo. Primera señal de que no es muy normal lo que esta ocurriendo.


Y a continuación un edificio al fondo de la calle (y cuando digo al fondo es al fooooondo), se viene abajo, causando una nube de polvo que barre la calle y obligando a los protagonistas a refugiarse en una tienda. Y ¡plink!, ya veo de donde ha sacado la idea el señor J.J. Abrams o quien quiera que este detrás del guión de este producto (segun imdb.com, Drew Goddard, guionista habitual de las series americanas y habitual de Lost). Cualquiera que haya visto la cinta de los hermanos Naudiet sobre el 11S habrá tenido la misma impresión que yo. Si le quitas el monstruo a esta película, te queda exactamente lo mismo, solo que sin guión romántico de por medio y mucha más carga emotiva en el caso de los hermanos que acompañaron a uno de los cuerpos de bomberos de la ciudad de Nueva York aquel fatídico día.


Es obvio, el papel cayendo y flotando, la gente embadurnada de polvo como fantasmas, la caída del edificio, el meterse en la tienda... solo faltaba el "Oh Shit!".

Y aquí en este punto, la gente empieza a moverse y tratan de salir de Manhattan con muy buen criterio. Pero el monstruo que es listo del copón, les espera en el Puente de Brooklin y se lo carga de un coletazo, llevándose por delante al hermano de Rob, Jason, mientras el recibía una llamada de Beth, que entre lagrimas le comunicaba que había quedado atrapada en su apartamento por un trozo de una pared.

Y ya tenemos la trama montada. Una carrera desesperada de Rob, seguido por sus amigos (ya solo cuatro), para rescatar a Beth. Todo seria más o menos fácil si solo se tratase de esquivar a un monstruo de unos 70 metros de altura (el Metro es un refugio estupendo), pero como debieron darse cuenta del detalle a medida que escribían el guión, el monstruo llevaba una desagradable compañía... unos parásitos que me parecieron sacados de Starship Troopers, solo que en pequeñito, pero condensando la misma cantidad de mala leche. Y para colmo, si te muerden estas jodido, aunque a parte de que explota una de las protagonistas detrás de una lona y al trasluz, no nos dan más pistas de las consecuencias que dicha mordedura pueda tener.


Después de ver a los militares desesperados y hablar del recurso "Martillazo" (para mi que tiene que ver con armas nucleares tácticas), los protagonistas saben que tienen un plazo máximo para escapar de Manhattan en uno de los helicópteros de evacuación, y aun no han llegado a rescatar a su amiga.

En fin, no os cuento más, pero dado que la grabación es encontrada por los militares en el lugar del "incidente", os podéis suponer que todo termina como el rosario de la aurora.

La película es una gran idea, no seré yo el que le enmiende eso. Los actores están todos en bastante sintonía con la historia, y como no son caras conocidas, no nos distraen del pretendido efecto de realidad que intenta conseguir.

Por otro lado, es terriblemente tramposa, y ni en la misma película tenemos tomas claras de los bichos que azotan a Nueva York. Pero claro, si se trata de una grabación de videoaficionado, digna del mismo Youtube con sus tembleques y demás, pues tampoco podemos pedirle una gran toma que falsee la sensación. Por otro lado, muy típico de todo aquello en lo que pone sus zarpas el señor J. J. Abrahms, la película deja casi tantas preguntas nuevas como interrogantes. No sabemos quien ganó, si sobrevivió alguien, que causan los mordiscos de los parásitos, si el bicho fue eliminado o si solo huyó (algo más que probable, dado que hablan ya de la segunda parte, a no ser que sea otra grabación del mismo evento contado desde otro punto de vista).

La música es... inexistente. Por otro lado, el color y la fotografía, así como el montaje están logrados, y a pesar de los pesares, consiguen que la historia quede clara, y que los personajes queden claramente establecidos hasta el momento en que desaparecen de la historia por uno u otro motivo.

Lo que no me gustó, fue posiblemente el hecho de que es surrealista que alguien entre con los militares y no le quiten la cámara. Que alguien corra por su vida y no suelte la cámara. Que alguien sea atacado por monstruos del tamaño de un dogo y no suelte la cámara. Que alguien sea mirado por un monstruo de cincuenta metros de altura que se esta relamiendo y se limite a enfocarle...

Pero si tragas con esas premisas, quizás te convenza la historia, algo forzada desde luego. Yo la habría llevado sin el toque de "vamos a salvar a nuestra amiga" (que a todo esto, esta como un tren). Pero no era yo quien dirigía, sino Matt Reeves.

En fin, las conclusiones son que se trata de una película que queda muy delimitada por las premisas de las que parte, pero que dentro de ellas, se mueve bien y se deja ver de forma intensa. No aburre, eso desde luego.

En la parte negativa... el monstruo... NO ES CTHULHU...
Espero que eso destierre finalmente la teoría que alguien propuso de que una antigua bitácora mía no era sino otra cosa que publicidad viral de esta película.
En concreto, esta bitacora (que casi me hace famoso gracias a Yonkis.com)

Conclusión: 6 de 10 (aunque rozando el siete)
Interesante película, que tiene en su contra dejar tantas preguntas en el aire.

30 días de oscuridad (opinión)

Algo me lo decía en el cogote antes de ponerme en carretera el pasado viernes. Quizás debería posponerlo. Y quizás debería hacerle más caso a mi instinto, que no me suele fallar.

El caso es que después de cinco horas de conducción, desembarco en mi casa para estar a bronca con mi padre en el minuto seis de partido. En el minuto doce me doy cuenta de que estoy con un problema de garganta que se ha incubado de camino aquí y que aun me molesta mientras escribo esta humilde crónica (estas humildes crónicas, en realidad, por razones que a continuación expondré).

¿Puede ir peor? Pues fíate de Murphy que es todo sabiduría. El caso es que un amiguete mío (habitual de esta página por otro lado), me llama para quedar a la mañana siguiente. Como mi garganta no esta para demasiados esfuerzos, opino que lo mejor es desquitarme del largo periodo de tiempo que llevo sin ver cine, y meterme en dos películas. Y ahí es donde meto la pata, porque tardo bastante en comentárselo al resto de amigos, y uno de ellos (Chema tío, lo siento), que se había currado la partida del Sábado de Mutants&Masterminds para que un servidor pudiese jugar a despecho del hecho de que un servidor entra y sale cual secundario recurrente del Equipo A. Y con toda la razón del mundo, se cabreó. En el fondo, reventé la partida.

Pero no me baje de la burra. Lo cierto es que a lo hecho, pecho y me fui al cine. Y además, en una sesión doble. A ver si se enderezaba un poco el fin de semana.
No se que habrá sido peor.

OPINIÓN...
OJO REVELACIÓN DE DATOS IMPORTANTES DE LA TRAMA
(O COMO DICEN LOS CHORRAS, SPOILER)





Y es que el cine, al menos en lo que ideas y una nueva estética se refiere, ha encontrado todo un filón en el cómic, que esta dotandolo de nuevas maneras de contar las historias, y sobre todo, de una nueva forma de mostrárselo al espectador, tanto en planos, como en colores, movimiento... Sin City y 300 ya han sido revolucionarias, y esta película, 30 días de oscuridad, inspirada en el cómic homónimo, también aporta su toque en el apartado gráfico, aunque si bien es cierto, bastante menos revolucionario.


La historia comienza en uno de los lugares más inhóspitos del planeta. En el punto más cercano al polo de los EEUU, un pueblecito de Alaska llamado Barrow. Inmerso en el círculo polar como esta, el efecto de traslación de la tierra hace, que debido a su inclinación, durante un mes al año, el sol sea incapaz de salir por encima del horizonte, un fenómeno conocido como noche polar. Treinta días consecutivos de noche cerrada.

Es una situación terrible para la psique humana el no ver el sol y muchos abandonan el pueblo. Mientras, el Sheriff Eben Olesson, interpretado por Josh Hartnett, finaliza su última patrulla "diurna", que esta siendo jalonada por lo que parecen gamberradas o travesuras en un primer momento, pero que van tomando poco a poco un carácter más siniestro y ominoso. Quema de móviles robados, el helicóptero de emergencias es saboteado, y la práctica totalidad de los perros del pueblo son asesinados. Es probablemente la mejor parte de esta película.

Por otro lado, la esposa del Sheriff, Estella, interpretada por Melissa George, trata de terminar su trabajo de pasar revista a los equipos de bomberos para llegar a tiempo al aeropuerto y largarse de allí. Se ha separado de su marido por motivos que no llegamos a desentrañar en la película. Pero un accidente de carretera sin mayores consecuencias que el retraso, la deja anclada en la misma ciudad que su marido durante un mes entero. Es triste decirlo, pero el accidente es el susto más efectivo de toda la película.

Y entonces aparece un extraño en la ciudad, que pronto monta una bronca y es detenido. Y de allí, de su celda, llega el primer problema. Corte de las comunicaciones. Cualquier friki sabe lo que significa el corte de las comunicaciones... Invasión. Pero invasión ¿de que?


Y entonces llegan los vampiros. No son unos chicos góticos afectados, maquillados y algo indefinidos en cuanto a su sexualidad, más limpios que una modelo de un anuncio de HS. No...
Estos son guarros, mal vestidos, brutales, que gritan como un Nazgûl, que hablan en idioma Klingon y que cualquier aficionado a la literatura de Lovecraft sabrá discernirles un marcado aspecto de Innsmouth (joder, es que parecen mismamente híbridos de Profundos)


La cacería comienza en el pueblo de forma despiadada, brindando al espectador escenas de autentico merito. Los humanos ni siquiera tienen tiempo de saber que les esta cazando. Me gustó mucho muchísimo en esta parte la toma cenital, que nos da una perspectiva similar a la que tendríamos desde un helicóptero, mientras va barriendo el pueblo a lo largo de la calle principal y vemos como los humanos, desesperados, tratan de defenderse a balazos contra cosas que no caen a balazos. Y como estas cosas se ensañan y disfrutan del momento. La escena en la que dos vampiros, el líder de la jauría y su concubina torturan a un matrimonio en el dormitorio es sencillamente brutal y aterradora y devuelve a los vampiros su papel de monstruos que habían perdido.

Y es que más que vampiros, a mi me parecieron zombis inteligentes y poderosos. Aunque claro no resulta tan sorprendente dado que ambos monstruos comparten numerosos vínculos en común (no muerto, que se alimenta de vivos, que duerme en una tumba o bajo tierra, que infecta por mordisco... etc.).

Hasta aquí, la película va genial. Y entonces comienza el declive. Estos vampiros no debían tener muchos puntos en Auspex, porque los pocos humanos que quedan en el pueblo se les escapan y escaquean con una facilidad que casi da risa. O eso, o a medida que pasa su "día", empiezan a perder facultades. Ya no corren como al principio, ya no saltan como al principio... Hasta una excavadora se les escapa, donde antes no era capaz de huir un todoterreno.



El punto principal del que vive esta película, los treinta días de oscuridad, se hace prácticamente inútil. Los días pasan sin explicación, sin pausa, y cuando uno se quiere dar cuenta, el día se le ha echado encima, como en una vulgar película de la Hammer.

Y después de resolver un par de muertes algo previsibles, de explorar uno tras otro todos los tópicos del genero, el del sacrificado, el del que traiciona a su familia, el que por fidelidad a la familia muere y todos los demás, llegamos a un final realmente absurdo, que no os voy a revelar. ¿Porque? Porque a mi me costó cinco euros. Ahora, si queréis, hacéis un acto de fe y creéis en mi palabra. El final está pésimamente resuelto.

Y aun así, la película llega a vivir durante su primera mitad, fundamentalmente de la puesta en escena, puesto que los actores "humanos" solo pasaban por allí. Los actores "vampiros" se pueden permitir más lujos y llevar su interpretación a niveles de Jack Nicholson pasado de vueltas.

La música es correcta. Corre a cargo de Brian Reitzell, músico de cámara de Sofia Coppola Ambienta pero no destaca y pasa desapercibida, frente a la historia.

La dirección corre a cargo de David Slade, anteriormente conocido por su trabajo en Hard Candy. Y debo decir que no lo sabia hasta el momento de escribir esta crónica, pero se nota la mano del productor, Sam Raimi. Como ya he indicado, me gustaron algunas tomas, si bien, me resultaron detestables algunas escenas de peleas en las que la acción parecía sincopada, excesivamente rauda y en las cuales me perdía. De hecho, en la pelea final tarde un rato en saber que había pasado. Demasiadas cosas en tan poco tiempo.

Las conclusiones son rápidas. Una gran idea, bien planteada, normalita en su ejecución y mal rematada.

Pero la tarde no acababa ahí. Salimos por una puerta del cine y volvimos a entrar. La siguiente crónica es monstruosa...

Conclusión: 4 de 10
Les da algo de vida a los Vampiros (valga la ironía), pero sin más.

lunes, 4 de febrero de 2008

Lemas Vitales (7)

"El aburrimiento no puede existir donde quiera que haya una reunión de buenos amigos."
Chateaubriand

Dedicado a la panda del Frikievento Portilla 2008

Frikievento Portilla 2008

Me duele la garganta. Tengo un sueño y una... sensación de no querer o mejor, no poder hacer nada, que me esta dejando bloqueado. Es lunes y tengo que bajar cada media hora al aparcamiento. Alguien quiere ver mi nuevo coche. Pero mi mente no esta aquí, en donde debe estar mientras se supone que trabajo.

Demasiada cafeína. Y después de estar ingiriendo dulces tras dulces, choricico tras choricico, picoteo tras picoteo, mi excesivo nivel de azúcar en sangre ha visto repentinamente mermadas sus reservas y solo me apetece dormir. Miedo tengo a la báscula esta tarde. Aunque conociéndome, igual he adelgazado.

Bueno, el principio suele ser un lugar muy indicado para comenzar una narración. Pero el principio se remonta a las navidades, cuando Henar, la ideóloga de este evento que paso a relatar, me preguntó si estaría dispuesto a apuntarme a una especie de fin de semana en casa rural a lo friki. Por aquel entonces, yo estaba con una sobredosis de frikis y Pharmaton Complex, y respondí que sí. Al igual que yo otros muchos se apuntaron y la lista llegó a alcanzar casi la veintena de tipos y tipas. Desgraciadamente algunos de ellos por motivos diversos no pudieron acudir (Draud, Willow, Valeria, se os quiere y se os echó de menos). Lo mejor fueron los preparativos. Esta Henar ha llegado tarde a esto del frikismo, pero lo compensa con su entusiasmo. Su capacidad de poner en marcha actividades me deja ojiplático. Decidida la lista de la compra (obviamente, no tenemos buen ojo para dimensionar las cantidades de comida), el jueves se hicieron los preparativos. El viernes comenzaba el viaje.

Aunque claro, para mi había comenzado el día de antes. Por fin, después de más de dos años de hablar de que iba a cambiar de coche, al fin, decidí hacerlo. He optado por un coche muy racional, de equipamiento muy adecuado, cambio automático, tecnología punta (motor híbrido), marca reconocida y máxima seguridad... Un Toyota Prius.



Ese mismo viernes por la mañana sacaba mi nuevo coche del concesionario y por la tarde, después de comer, salía con gran precaución (la forma de conducir es bastante diferente de mi anterior coche), y aun así y aun a pesar de haberme liado con el navegador (M.A.R.T.A. pide a gritos actualizar su cartografía) fui el primero en llegar al pueblo, a la casa en la que pasaría el fin de semana, conduciendo en noche cerrada por una estrecha carretera flanqueada por los pinos, atravesando jirones vaporosos de niebla. Y la casa, situada al lado del viejo cementerio...
Ummm... creo que esta peli la he visto.



Tardamos poco en acoplarnos cada. Casi llevamos al histerismo a Henar preguntándola a cada momento donde dormíamos cada uno, pero al final que como dijo Terry Prachett, “el caos vence siempre al orden porque esta mucho mejor organizado”, terminó por colocarnos a todos donde buenamente pudo. Tocaba cenar... Pizza y hamburguesa, regada con abundante Coca Cola cosecha del 2007, la dieta de los frikis veteranos.



La fiestranqui del programa oficial de actos, fue degenerando en unas partiditas de "¡Sí, Señor Oscuro!".



En la primera los muy cabrones de mis compañeros me echaron la culpa de todo. En la segunda, ya en el papel de señor oscuro, me indigné al saber que mis secuaces habían sido incapaces de traerme un paquete de Indasec... que uno ya tiene una edad, y propenso a pequeños "accidentes".



Aquel día me retiré temprano. No estaba muy jotero, y algo más cerca de las dos que de la una ya estaba durmiendo un servidor en un cómodo sofá, por obra y gracia de mis tapones para los oídos (que buenos mis tapones, oiga... aunque sea contradicción).



Se dice, se rumorea, se comenta, que mientras yo vegetaba, en la bodega se cantó y tocó la guitarra (Guitar Hero, desde luego) hasta altas horas de la madrugada. Pero supongo que si estoy equivocado alguien saltará aquí para corregir mi error.





Y es que, como ya dije en el cuestionario que Henar nos envió a todos para conocernos algo mejor a priori, un servidor es pájaro tempranero. Funciono mejor a primeras horas del día, y en cuanto dan las nueve, empiezo a revolverme en el lecho por muy tarde que me haya ido a acostar. Aquel día me desperezaba el primero en la casa a eso de las ocho, y en vista de que todos los demás hacían competiciones de ronquidos, donde el ganador era el que conseguía desenroscar primero la bombilla del cuarto, opté por encerrarme en la cocina y apañármelas para dejar aquello listo para que la gente pudiera desayunar. Sí, Henar, ya lo se... pero me relaja fregar, y me pone nervioso el desorden. Lo hice porque quise, pequeña.





Durante la mañana nos vimos una de las películas míticas que yo llevaba preparadas... Cazafantasmas. Una gran forma de relajarnos y despertar una gula increíble por nubes dulces de forma subliminal.

Poco a poco, y a pesar de que estaba prevista una salida al campo para hacer marcha, las horas de irse a acostar, las horas de levantarse, el helazo que había caído, y la miaja de nieve que había manchado los alrededores fueron suficiente para hacer que los frikis quedaran adheridos al Guitar Hero, y tambien al Buzz.





También fue activa aquella mañana la sesión de Sing Star, en la cual, algunos de los frikis maltratamos canciones míticas de nuestra vida hasta merecer un impacto directo de un rayo. Hay testimonios de video, pero son demasiado vergonzantes.



NOTA: En la próxima edición, las videoconsolas serán prohibidas... o como poco, dosificadas bajo llave. Se siente, Maligno.





Tocaba una parillada, que además, sirvió de escenario para un vivo de Red, como siempre, emocionante e intenso.




Yo interpreté a un detective de atracos, hijo del anfitrión de la reunión de policías para celebrar el Cuatro de Julio, traumatizado por la muerte sospechosa de su madre, y liado con una amiga de la infancia. Y resulta que la amiga termina siendo también hija ilegítima de su padre. O sea, su hermana.
Bueno, como dijo el sabio... "Incesto, hecho uno, hecho ciento".
O como dicen mis coruñeses... "Incesto, una diversión para toda la familia".

Mi memoria pez me esta traicionando un poco. No recuerdo muy bien que hicimos desde que finalizo la parrillada-vivo, y llegaron los primos de Henar, Tyfa y Héctor. Pobrecitos, nada más llegar, y a medio disfrazar, los colocamos a cenar y a sufrir una de mis partidas. En fin, si alguien recuerda por mi, sería un detallazo.

PS: Las fotos son geniales para estas cosas... ¡SALIMOS DE LA CASA A DAR UN PASEO POR EL PUEBLO!



Porque después de hacer el Donnie Brasco (encima mi personaje también era un infiltrado del FBI que intentaba destapar un caso de mafia policial), comencé una de mis partiditas de rol con los que se quisieron acercar a conocer el sistema O.R.E., y el juego gratuito Nemesis, de Greg Stolze. La pena es que ni me lo había preparado convenientemente ni teníamos el tiempo suficiente para desarrollar la partida. Aun así, he prometido hacer la partida nuevamente con todos los jugadores que en ella estuvieron (y quieran participar), en el próximo evento friki en el que todos nos reunamos, con planos gordotes, buena música para ambientarla y demás recursos sustológicos.



Ya eran casi las diez y media cuando comenzó la fiesta de disfraces propiamente dicha. Tenemos algunas fotos, pero las fotos se quedan parcas a la hora de transmitir las vergonzantes sensaciones que algunos de nosotros transmitieron con sus atuendos.



Yo no fui muy original y tiré nuevamente de mi héroe Duffman (la próxima vez tendré un nuevo disfraz, lo juro). También se pudieron ver al Doctor Maligno y al Número Dos, a Austin Powers, a sendas princesas Leia y Xena, al Señor Oscuro, Jason, el asesino de Scream, un par de geishas (aunque una era travelo), una bruxa, un ninja y un caballero medieval.





Y de aquella guisa comenzó el concurso-pique de reparto de una serie de regalos, todos frikis, que iban en progresión de más patético a más deseable. Y a mi, de perrente, se me puso la cara de "¡Sí, señor Oscuro!", cuando la traicionera Henar me reveló que un objeto que yo le había encargado, había sido envuelto para caer en las redes de esta competición.

Y me llegué a enfadar realmente, porque lo di por perdido. Con mi suerte era casi un hecho. El objeto en cuestión era una de esas bolitas llenas de agua que suelen tener paisajes nevados. Pero que en mi caso tenia a Yoda rodeado de una verdosa aura chispeante del lado luminoso de la fuerza.

Desgraciado en el juego, afortunado en amores. Eso dicen.

Pero como agarre al que lo dijo lo deshuevo con una grapadora. El objetivo era sacar un doble con dos dados normales para elegir primero un regalo del montón (de doce rondas, obtuve UN DOBLE y SIETE VECES un "6+1"). Una vez asignados todos los regalos, estaba la fase del pique, en la que durante diez minutos, se tiraban los dados de forma consecutiva y se decidía que regalo quitabas a cada quien. Casi lloré cuando mi incestuosa hermanita en el vivo, Dune (me he quedado con tu cara bonita) me quitó mi único regalo, un llavero sable-láser.





Era el único que estaba en quiebra. Y encima, las cuatro veces que conseguí un doble y trate de quedarme con Yoda, me era arrebatado en la tirada inmediatamente posterior. ¡Depresión! Arrugue el morro, adopté actitud de parvulario enfadado con el mundo y me doblegué a mi mala suerte, optando por arrebatar un regalo que nadie querría a la anfitriona, una figurita de Jabba el Hutt. Ya sabía que Henar no me devolvería la jugada... el sentimiento de culpa puede ser sabiamente explotado.
Y así termino el juego. Yo tenia a Jabba y no a Yoda. Y así hubiera quedado, sino me hubiera acudido al rescate, el señor Red.
Te debo una, tío. Consiguió a Yoda por medio de trueque y me lo regaló.



Después de aquello, una intensa manera de soltar las energías que consumíamos, en mi caso al menos, en forma de nubes dulces, nos hicimos algunas fotos y comenzamos un segundo vivo (por el amor de dios, lo que me gusta jugar vivos... necesito unirme a un grupo de teatro ¡pero ya!). Esta vez, "El método Gronholm", basado en la película homónima, en la que yo interpretaba a un gay maduro e infectado de VIH que pretende un puesto de directivo. Rastrero como el solo (le di un carácter de vendedor de coches usados), creo que fui el único que no mintió, pero se ve que estaban buscando otro perfil. Últimamente me pasa mucho eso, en todas las entrevistas que hago.



Por cierto, que Matsu dio verdadero miedo. No en vano se convirtió en Fomori.

Para mi aquello marcó el final del día, a eso de las seis de la mañana, pero hubo algunos que empalmaron con mi hora de despertar, a eso de las diez. Que frikis... estuvieron cerca de cuatro horas jugando al "Time's Up", aquel fabuloso juego que Henar, Draud y yo conseguimos ganar en las Ayudar Jugando un par de meses atrás.


Por cierto, TRES PIBAS EN MI CAMA... (el sofa)

Acababa el fin de semana. Algunos de los frikis comenzaban a abandonarnos, en concreto Freakita, Logan y Ros, un nuevo amigo, a la par que viejo conocido de las TdN'06, cuya página de cine os invito a visitar. Ellos, junto a Zelda, la inquieta perrita Beagle, partían apenas rozado el medio día.

Cada vez quedaba menos gente, y con algo de pereza, comenzamos a ir recogiendo casi de forma inadvertida. Ya antes de la hora de comer, comencé la continuación de la partida con todos los asistentes que aun quedaban en la zona, pero el fin de semana, se me hacía corto para finalizarla adecuadamente. El momento de levantarse a conseguir comer algo, así como la retirada por cansancio y fiebre del pobre Xavi, marco su definitivo final cuando comenzaba realmente la acción. Pero prometo enmendarlo, lo juro. Y es que era el momento de los corrillos. De la consulta al "I Ching" (que en ocasiones asombró por su certera precisión en las respuestas). De recogida de maletas, barrido, fregado, y unas despedidas que terminaban en charlas, iniciaban una nueva despedida que se iba de nuevo alargando, y alargando... Consolar a la anfitriona, que se puso de morros, enfadada con el tiempo.
Pequeña, tus lágrimas nos hacen sentir gente importante
. Y es que no queríamos que los findes así terminasen. Ojala se pudieran hacer más a menudo.
Ojala todos viviésemos en el mismo barrio, ¿no?

Los murcianos se adelantaron al resto en algo más de una hora. Les quedaba un copón de viaje y carretera que chuparse. Y con lo viciosa que es esta gente...
Yo me hice un poco más el remolón. A mí en casa solo me esperaba el frío ambiente resultante de tres días sin calefacción.

Pero siempre nos quedara el Skype. O el Messenger.
Y las Jornadas Rúnicas, off course. Prepárate Errentería. Allí van los frikis.

P.S. Dune, cuídame bien ese libro. Insisto, me he quedado con tu cara.
Red, juro solemnemente que te devolveré el favor que me hiciste con la bolita de navidad de Yoda.
Ros, un placer haberte conocido. Da gusto hablar de cine con gente que sabe.
Tyfa y Héctor, mucha suerte en la vida, majetes, y a ver si nos vemos más.
Freakita y Logan, a ver si cuando cumpla mi promesa de bajar a Madrid a un finde de partidas podemos volver a vernos.
Jose Maria, Maligno y Matsu, portaos bien. Si no os veo más a menudo voy a llorar :P.
Mister Fiber, ya nos veremos por Barcelona a no tardar. Supongo que para el Supercumpleaños de Tenten.
Xavi, tío, cuídate ese catarro y sigue acompañando a Henar a los eventos... al final caerás bajo la influencia del Reverso Tenebroso del Frikismo. Vestirse de Geisha ha sido el primer paso en tu entrenamiento.
Y a Henar... eres la más grande.